Imaginar te puede ayudar a mejorar tu día

Tu cerebro crea imágenes todo el tiempo, algunas las crea en automático y otras las crea cuando tú se las pides, y siempre, siempre, va a tener una reacción a todas las imágenes que crea.

Cada reacción es bioquímica, emocional y energética, al mismo tiempo.

Eso se traduce en que cada imagen que tu cerebro crea y percibe modifica tu estado emocional, tu estado físico, la energía y el tipo de energía que tienes disponible, en un momento determinado.

Regularmente no tenemos control de las imágenes que surgen en la pantalla de la mente, y algunas nos causan estrés o ansiedad, otras nos causan frustración o miedo y otras nos hacen sentir bien.

Como no tenemos control al 100% de lo que surge en la pantalla de nuestra mente, es muy útil, darnos unos minutos para crear una o varias imágenes mentales que nos hagan sentir bien, que nos ayuden a sentirnos relajados, libres o en paz, para así darnos un descanso del estrés diario, de los pendientes, de la rutina y del constante ir y venir de pensamientos.

¿Cuánto tiempo necesito?

De 5 a 15 minutos es suficiente.

Aquí puedes escuchar la meditación guiada para hacerlo.

Últimos pedacitos de contenido:

Una postal muy interesante del Tate Museum (lee el caption de la imagen).

Una pared de escalada afuera de un edificio de departamentos.

Una preciosa ilustración celebrando la arquitectura del Museo Guggenheim de Nueva York.

Gracias por leer.

-Juan.