Redes sociales

No sé si a ti te pase, pero cuando dejaron de importarme los “likes”, los “shares”, el “engagement” y el “call to action” en mis redes sociales, me sentí liberado de un peso innecesario, y gané mucha calma.

Creo que las redes sociales son muy útiles, pero también creo que nos las fueron imponiendo poco a poco, algunas veces manera sutil y otras tantas no tan sutilmente, y hoy en día se han vuelto una dinámica cotidiana y hasta obligatoria en muchos casos.

Pero realmente, no es una obligación estar en redes sociales.

No es vital para la subsistencia de un humano estar enterada o enterado de los últimos chismes de grupo de personas chistosas, carismáticas y con egos inflados (como el mío), tampoco es ultra necesario saber qué o quién es tendencia hoy, como tampoco es necesario pasar horas haciendo scroll viendo videos de lipsync o haciendo videos de coreografías donde lo que más mueves son las nalgas.

Claro, si alguna de esas cosas es tu empleo, pues sí es necesario para tu subsistencia, aunque siempre puedes intentar cambiar de empleo.

Y si tienes un negocio, puedes usar otros canales para llegar a tu audiencia, tal vez sea un poco más lento el asunto, pero ahí están, el mundo físico no ha desaparecido todavía.

Me fascinan las dinámicas locales, en las que la cafetería del barrio pone un cartel en su pared junto a la barra para anunciar sus siguientes eventos, o como el Centro Cultural Elena Garro que en su librería y en su cafetería anuncia sus eventos y se enfoca mucho en estimular las visitas de la gente del barrio de La Conchita y otros barrios de Coyoacán en la Ciudad de México, como o como el Korita Kent Art Center, que si bien tiene presencial online, se enfoca mucho en hacer eventos locales, con la comunidad de su zona en la ciudad de Los Ángeles, en California, Estados Unidos.

Espero ver más esfuerzos así, porque creo que hoy, como sociedad nos hace falta un poco de armonía entre la vida online y la vida física, y estoy 100% seguro, de que a mí, me hace mucha falta revisar y replantear ese tema.

Uno de los primeros pasos es hoy ir a escuchar el dj set con música punk y ochentera, de un amigo muy querido, en un pequeño bar en otro barrio cerca de mi casa. 😀

Gracias por leer.

Si te gusta lo que escribo o dibujo, o te ha resultado útil, por favor considera invitarme un café (hacer una pequeña donación).Aquí está el enlace.

Una vez a la semana envío un correo con el contenido que hago para este blog. Suscríbete aquí. 

Puedes darte de baja cuando quieras, sin preguntas ni alboroto.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s